Un nuevo indicador para luchar contra la pobreza




Recientemente todos los candidatos presidenciales asistimos a la presentación de “Umbrales Sociales Garantizados”, propuesta de una nueva política social elaborada por la Fundación para la Superación de la Pobreza. La concurrencia de todos, incluso de los más renuentes a debatir y compartir espacios, no fue casual. La Fundación es uno de los más destacados ejemplos de cómo el Estado, la sociedad civil y la empresa privada pueden unirse para perseguir juntos objetivos públicos, como es superar la pobreza. Se trata también de un ejemplo: el compromiso con lo público no se agota en las -actuales- directivas de los partidos políticos. Hay mucho talento y pasión allá afuera. Cuando nos preguntan por la gobernabilidad de nuestro futuro gobierno, nuestra primera respuesta es apostar a nutrirnos de esas energías, a gobernar con ellas.

La reducción de la pobreza que hemos logrado en Chile es un motivo para que todos, sin excepción, manifestemos nuestro orgullo. Sin embargo, ese mismo éxito nos obliga a ir más allá, a plantearnos nuevas metas y preguntas. De eso nos habla Umbrales, cuando demuestra que medir la pobreza solamente mediante el ingreso que recibe mensualmente un hogar no da cuenta completa de las condiciones de vida de nuestros compatriotas más necesitados. Al día de hoy, la estadística que define quiénes califican como pobres se construye trazando una frontera en poco menos de $50.000 mensuales por persona. Quienes tienen ingresos totales sobre esa línea, salen oficialmente de la pobreza.

Ciertamente se trata de una forma de abordar la pobreza que no da cuenta del problema en toda su complejidad. Por ejemplo, los datos a través del tiempo muestran una gran cantidad de hogares que fluctúan en torno a esa línea, con ingresos tremendamente volátiles, quienes de acuerdo a la medición oficial alternan su condición de pobres y no pobres dependiendo del momento en que se mida.

Si bien aumentar ingresos es fundamental, no resuelve por sí mismo problemas que también son propios de la pobreza como el bajo logro escolar, enfermedades evitables, viviendas inhóspitas, e inserción laboral precaria. El desafío es entonces entender la pobreza como un fenómeno con múltiples dimensiones, que, por lo tanto, sólo puede ser resuelta de manera integral. Para empezar, debemos ser capaces de acordar nuevas y mejores formas de medir la pobreza, lo que exige un acuerdo nacional amplio y estable, que sea capaz de respaldar que al cambiar la vara, aparezca multiplicado el número de pobres.
Un primer paso, es actualizar la canasta de bienes que se usa para definir la línea de pobreza, que está hecha con los patrones de consumo que teníamos los chilenos en el año 1988. Además, debemos concordar que la pobreza es una medición absoluta y generar, entonces, indicadores que hablen también de cuán lejos o cerca se está del ingreso promedio y cuál es la participación del evaluado en PIB ó la riqueza generada.
Un acercamiento actualizado y más realista al problema de la pobreza tendrá dos efectos inmediatos. Al mismo tiempo que posibilitará mejores y más pertinentes políticas sociales, hará aumentar significativamente la estadística de los compatriotas que viven en la pobreza. Mientras el primer efecto nos permitirá abordar de mejor manera problemas como la mala calidad de las viviendas, el bajo logro escolar y la precaria inserción laboral; el cambio en la medición exigirá grandeza de todos los actores para que nadie intente sacar provecho de esa actualización metodológica. Paradojalmente, en el Chile del Siglo XXI derrotar la pobreza pasa ineludiblemente por aumentar el número -oficial- de pobres.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Sería bueno que revisaran el siguiente blog:
http://frei2010analisis.blogspot.com/

cesar dijo...

Estimados:

He decidido apoyar este desafío, pero eso no significa que sea a ojos cerrados ni sumido en esperanzas en promesas que no se cumplirán, como nos tienen acostumbrados los mismos de siempre. Quiero aportar con un elemento para el debate público que está por darse en televisión y para que Marco pueda incorporar a su propuesta de Gobierno, o por último para que salga por ahí... como sea, lo que quiero indicar es que se haga saber que en Chile existen trabajadores de primera y segunda categoría, tanto en el mundo privado como público (que es lo más indignante); están los trabajadores a "honorarios" y los "contrata" (los que tienen un nivel mayor de pituto son "planta"); el contrato a honorarios no está contemplado en el código del trabajo lo que supone una tremenda desprotección frente a: 1) jubilación, 2) accidentes del trabajo, 3) salud, 4) problemas con el empleador y un largo etcétera. Recuerden por favor lo que sucede con los trabajadores a honorarios del FOSIS luego del accidente de enero de este año en donde murieron 4 trabajadores además del chofer del bus; a partir de allí se reveló la verdad de esta indignante situación: existen trabajadores a honorarios en ese servicio público que llevan casi 20 años con esa modalidad y que no han cotizado en afp's ni en salud a no ser que sea de forma privada; además, muchos de ellos han debido hacerse cargo de forma particular de sus tratamientos ya que los beneficios de la ley de accidentes del trabajo no cuentan para ellos por no estar "legalmente" contratados. En fin, para no extenderme solicito sea incorporado este tema de relevancia para el mundo del trabajo en su discurso. Gracias por el espacio.

Anónimo dijo...

uy la pobreza, ¿qué es?, será el vivir con menos de la mitad ded un sueldo mínimo, comparto que este es un trabajo de todos, pero quienes trabajamos a diario con la pobreza podemos darnos cuenta del daño que se ha hecho a la gente con las políticas paternalistas.
desgano y la clara convicción de que otros deben preocuparse por mi y solucionar mis problemas es lo que trae hoy consigo la pobreza (evidentemente no en su totalidad).
si hablamos de la superación de la pobreza hablemosla entorno incluso de la pobreza espiritual.
los jóvenes de hoy están siendo discriminados y rechazados por su origen, que mejor que vengarme destruyendo no??. si todos los días me convencen que no valgo nada porque no tengo un buen auto, el mejor celular uyy que terrible, si "trabajo" con traficantes o robo quizá encuentre ese espacio que la sociedad me niega que es la posibilidad de consumo.... EL GRAN "VALOR" DE NUESTRO SISTEMA
eso es pobreza, y ahí mi lucha, compartir, valorar, ser solidario, tolerante, democratico en todo ámbito, es hoy mi lema para superar la pobreza. entregar el cariño que sus padres en el afán de entregar algo "mejor" a sus hijos, cosas evidentemente materiales, los han abandonado. pobreza espiritual, eso es lo que cuesta, su solución irá de la mano de un mejor futuro.
cambiar el sistema que nos toma solo como posibles consumidores y no como seres emocionales.... no es casual que a mayor consumo no haya mayor felicidad, pero si mayor stress y depresión..a cambiar el sistema chiquillo, a valorar lo que llevamos dentro.

Marco Antonio Enríquez-Ominami Gumucio. dijo...

César, muchas gracias por tu aporte. Sin duda que es un tema muy sensible y con escenarios presentes tanto en el mundo público como privado. Te prometo que lo analizaremos con mi equipo y buscaremos hacer una propuesta aterrizada tendiente a mejorar el sub empleo.

Un abrazo.

Marco

Marthy dijo...

Sin duda Sr. Marco Enríquez, el tema de solucionar la pobreza pasa por irremediablemente tener que aumentarla (cambio metodologico); y es que esa es una tarea que casi ningún político quisiera. La pobreza hoy en día está mal entendida; al estar obsoleta en primer lugar en una canasta antigua; pero ademas por limitarse a una cuestion de ingresos. Personalmente, creo que el marco teorico de los economistas aun no ha podido concertar la perspectiva del desarrollo y la de la pobreza, pero sin duda es la pobreza un estadio del desarrollo. Espero que mantenga esa vision y que pueda operativizarse esta nueva concepcion de la pobreza. Se requieren economistas que vayan mas alla de lo que hoy nos enseñan dia a dia en las aulas. ¿Erradicar la pobreza? por supuesto que se puede, no con esa vision a largo plazo que siempre nos han planteado. Basta ver Marco los niños que no tienen que comer o que reciben una educacion deficiente para darnos cuenta en donde esta la raiz de las grandes desigualdades. Salud, Nutricion y Educacion garantizados progresivamente a todos los niños pasa por este nuevo enfoque que luche directamente contra la pobreza y a partir de alli encumbre a los paises al desarrollo. Exitos.

PD: Los ultimos avances sobre el desarrollo estan desarrollados por el economista Amartya Sen para quien desarrollo es la expansion de las libertades reales de los seres humanos: Libertad de la necesidades básicas, libertad política, económica, cultural, etc.