Clientelismo político

Nada sacamos con decir que “en mi gobierno se entra y se sale con las manos limpias” y “se puede meter tal vez las patas, pero no las manos”. Mientras no enfrentemos de raíz el tema de la probidad política en el Estado, los escándalos se repetirán eternamente.

Si nuestra democracia marchara correctamente, los parlamentarios debieran ser legisladores, fiscalizadores y, sobretodo, orientadores de la opinión pública; para eso han sido elegidos y en eso consiste la representación.

Por el contrario, todo parlamentario debe dedicar un alto porcentaje de su tiempo a las llamadas semanas distritales, que consiste en escuchar, fundamentalmente, peticiones de sus electores. Todas estas peticiones son muy justas en un Chile muy cruel, pero muchas veces no son de competencia de un diputado.

Como parlamentario he propuesto algunos proyectos de ley, básicos para cambiar esta situación: iniciativa popular en la gestación de los proyectos de ley, que convierta al ciudadano en un colegislador; revocación de todos los mandatos que emanen de la soberanía popular; plebiscitos periódicos, convocados popularmente.

Hay que cambiar, ahora, la forma de hacer política, debemos terminar con la monarquía presidencial, más poderosa que el absolutismo; el parlamento debe recuperar su dignidad, no sólo legislando y fiscalizando, sino también orientando y representando a la opinión pública. No puede ser que las encuestas de opinión se conviertan en el único método de selección de liderazgo, no puede ser que la farándula banalice a la política.

Quiero una democracia de ciudadanos que constantemente fiscalicen la ética de sus representantes y funcionarios del estado. Esto es mucho más que la solución de parche de crear una ley cada vez que haya una evidencia de malversación de fondos públicos. Este es el sentido de mi trabajo parlamentario y por esto vale la pena luchar, tratando de lograr una rica sociedad civil que nos lleve a la anhelada democracia de ciudadanos.



3 comentarios:

puebloppd dijo...

El Pueblo PPD te saluda !!!
Hace falta de una vez por todas terminar con la transición...
Confío en autoridades como tú , resueltas a dignificar nuestra Patria.
Felicitaciones, te espero en mi blog...
Abrazos alegres, fraternos y por cierto rebeldes !!!

Aún tenemos patria...perdón MATRIA

Valeria Bustos Arriagada
Consejera Nacional PPD
puebloppd@gmail.com

Andrea dijo...

Compañera PPD: La transición ya terminó. Ahora estamos en otra transición.

Andrea Socialista.

Andrea dijo...

Me gustaría que otros compañeros socialistas visiten mi blog y me den su opinión sobre lo que escribí allí: Se titula : "Socialista SI; Socialistona No". Disculpénme si creen que se me pasó la mano, por andar lavando trapos sucios en público. Lo hago porque creo que es lo éticamente correcto, si es que queremos tener un más más fraterno y libre.